656 427 340
  • AVDA. Mediterráneo, 9 (entlo. 3) VILA-REAL 12540 (Castellón)
p.flor@patriciaflor.com

La necesidad de aparentar: la sociedad del “postureo”


Aparentemente vivimos en la sociedad de aparentar y del “postureo”.

Y es que esta sociedad y los medios pueden llegar a ser muy crueles, tanto que nos incitan a seguir un canon de belleza determinado. La mayor preocupación de esta problemática tal vez se encuentre dentro del colectivo adolescente.

Aparentar, ¿es bueno es malo? ¿se hace para protegerse, como un mecanismo de defensa? En caso de ser así, ¿para protegerse de quién o de qué? Y en ese momento, ¿dónde está nuestro auténtico yo? ¿Qué pasa con aceptar conforme somos? ¿Estamos entonces siendo nosotrxs mismxs? ¿Cuánto tiempo de duración tiene este “aparentar” o “postureo”? Y, ¿cuál es su finalidad?

Aquí muchas preguntas retóricas.

Pero la que a mí más me incumbe: ¿y cuando tratamos de encontrar pareja, qué es lo que ve? ¿Es ese tu yo real? ¿Es tu yo “postureo”? Este tema me recuerda un poco a la película de “La Cruda Realidad”, donde la protagonista le gusta un chico e intenta aparentar una “ella” que no es en realidad, una “ella” que se acerca más a lo que la sociedad espera de un mujer (en ese momento). Finalmente no acaba con el que a ella le gustaba, sino que acaba con el chico que la había conocido tal y conforme ella era realmente: su auténtico yo. Pero entonces, volvemos a la pregunta: ¿por qué la gente necesita aparentar? ¿Se trata de un hecho normalizado socialmente?

¡No lo creo!

Creo realmente que su base reside en la autoestima, la necesidad de agradar y encajar para sentirse mejor. Tal vez por aquí es por donde tengamos que empezar a trabajar.

¡Una mejor autoestima puede como prevención de la dependencia emocional y para conseguir la aceptación de sentirse bien con unx mismx estando solx!

Patricia Flor

Psicóloga Jurídica y Mediadora Familiar Col. CV14213

Centro de Psicología y Mediación Familiar Patricia Flor

Síguenos en Redes Sociales